Cantabria // El Gobierno plantea dos propuestas para el reparto de las cacerías de jabalí en la Reserva

¿Lo compartes?

La Junta Consultiva de la Reserva del Saja, presidida por la consejera de Ganadería, Blanca Martínez, celebró ayer una reunión para analizar la reciente sentencia del Tribunal Supremo que anula de forma definitiva varios artículos del Decreto de 2008 que regula la práctica de la caza en este espacio cinegético y confirma la igualdad de los cazadores locales y regionales.

03/04/2014 | El Diario Montañés | F. FERNÁNDEZ-CUETO

En el transcurso de esta reunión, desde la Consejería se presentaron dos alternativas, como modelo inicial, en torno a las cuales podría articularse el sorteo de las batidas, respetando siempre el espíritu de la sentencia del Alto Tribunal, que propugna la igualdad de todos los cazadores, independientemente de si son de Ayuntamientos radicados en la Reserva o, por el contrario, son de otros municipios. La primera de estas alternativas contempla la concesión a las cuadrillas consideradas locales del 65% de las batidas y a las regionales, el 35% restante, reservándose además una primera vuelta en el sorteo para las primeras. La segunda de las alternativas presentadas por la Administración prevé unos porcentajes ligeramente diferentes (70%-30%), aunque en este caso se elimina la preferencia de los locales en la primera vuelta del sorteo, al que accederían todas las cuadrillas a la vez.
Estas dos alternativas vienen a romper el sistema empleado en los últimos años para sorteo de las cacerías de jabalí en la Reserva, cuya ilegalidad fue definida ya por la Sala de lo Contencioso Administrativo del TSJC, que estimó parcialmente en junio de 2010 un recurso de la Asociación de Cazadores Regionales de la Reserva del Saja y anuló varios artículos del Decreto que regula las Reservas Regionales al considerar que no garantizan el ejercicio de la caza «en régimen de igualdad», por el desequilibrio en el reparto de las cacerías de jabalí entre los cazadores regionales y los locales, a los que la norma asignaba el 78% de los permisos, un porcentaje desproporcionado, según ratifica ahora el Supremo, que vuelve a dar la razón a los regionales.
Con estas dos propuestas, la pelota se sitúa en el tejado de los cazadores que, al menos así lo pretende la Consejería de Ganadería, deberían acercar posturas y adoptar una decisión de consenso que se mueva dentro de lo delimitado por el Supremo en su reciente sentencia. De hecho, la Administración regional estaría dispuesta a contemplar cualquier otra alternativa para el reparto de las batidas siempre que surgiera de un acuerdo entre los aficionados a la caza.
Ahora, con estas dos propuestas sobre la mesa, las cuadrillas, agrupadas la mayor parte de ellas en diferentes sociedades, deberán presentar sus propuestas antes del día 21 de este mes, de tal forma que la Consejería tenga tiempo para articular una fórmula legal que respete todas las sensibilidades y que, a su vez, encaje en lo marcado por el Tribunal Supremo.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *