Cambia la normativa para precintar especies de caza mayor en Castilla y León

¿Lo compartes?

Afecta a batidas, ganchos y monterías. La comunidad ya permite poner el precinto en la junta de carnes, y no obliga a hacerlo en el lugar del lance como hasta ahora.

20/10/2015 | Redacción JyS

 

La Orden Anual de Caza de Castilla y León para la temporada de caza 2015/2016 (Orden FYM/525/2015, de 19 de junio, publicada en el BOCYL de 29 de junio de 2015), ha modificado los puntos 8 y 10 del Anexo I de la Orden MAM/829/2011, de 13 de junio, que es la que regula el precintado de piezas de caza mayor. En esta modificación, se introduce en los citados puntos 8 y 10 las siguientes pautas: “En las modalidades de cacerías colectivas (montería, gancho/batida) los precintos podrán ser colocados en las piezas en la junta de carnes o punto de reunión, y siempre antes de abandonar el acotado”.
Con esta reforma la Junta de Castilla y León quiere garantizar la seguridad de los cazadores, permitiéndoles marcar las reses en las juntas de carnes al finalizar la cacería, y no inmediatamente después de ser abatidas en lugar del lance como hasta ahora. Con la anterior normativa, algunos monteros llegaron a ser sancionados por las autoridades al negarse a abandonar su puesto y exponer su integridad física para precintar las reses.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *