Asturias // «El cánido está acabando con la caza», denuncian los políticos de Valdeón

¿Lo compartes?

Si en la zona asturiana del parque nacional las quejas vecinales se centran en los daños al ganado, en la parte leonesa tienen que ver con la caza. Tomás Pérez, presidente del real concejo de Valdeón, denunció los «muchos daños» que el lobo está causando.

05/12/2013 | La Nueva España

“Nos vamos a quedar sin caza”, indicó. En Valdeón el número de ejemplares de jabalí, corzo y venado ha caído notablemente en los últimos años y los vecinos achacan esta situación a los cánidos. “El otro día vieron cinco lobos en Cordiñanes, hay demasiados”, señaló y calificó de “ridículo” que “sólo” se autorice cazar tres ejemplares en Valdeón. “Nunca hubo tanto lobo como ahora, no van a dejar nada”, subrayó Pérez, quien aseguró que la caza es el “petróleo” de Valdeón, pues obtiene casi todos sus ingresos por la subasta de cacerías. Al problema del lobo, que según Pérez “mata por diversión”, se suma el de la crisis, que ha hecho que el precio de adjudicación de las cacerías haya bajado a la cuarta parte del que se registraba hace unos años.

Las palabras de Pérez han sido corroboradas por el alcalde de Posada de Valdeón, Tomás Alonso, del PP: “es un problemón, la población de lobo se ha desbordado, lo que está poniendo la caza en riesgo de desaparición”.

Según Alonso, las juntas vecinales del concejo viven de la caza. Se han llegado a ingresar 120.000 euros en un año por subastas de caza. “Aquí toda la vida hubo lobos y nunca hubo problemas, pero ahora la población se ha desmadrado”, lo que unido a la sarna y a la nieve ha provocado una fuerte caída del número de corzos y venados. Alonso criticó a los “ecologistas de ascensor”, que “no tienen en cuenta los problemas de los vecinos que conviven con los lobos”.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *